El puerto de Miami: la capital del mundo de los cruceros

También conocido como la puerta de las Américas, este imponente puerto se ha convertido en un referente logístico en el mundo; el gran tamaño de las operaciones que allí se ejecutan, sus operaciones, las grandes inversiones que le hacen en su infraestructura y las millones de toneladas en carga que allá se mueven, son sólo unos datos que convierten al Puerto de Miami en un protagonista del desarrollo en la industria logística mundial.

Un flashback por su historia

Hablar de uno de los principales puertos del mundo, es hablar de uno de los grandes sueños de Henry Flager, un magnate de la época que estaba obsesionado con extender el ferrocarril a todo lo largo de la península de La Florida y sobre el mar hasta Cayo Hueso, una ciudad  cubana con algo de influencia de Estados Unidos y las Bahamas que durante la época era la más importante del estado de Florida por encima de ciudades como Miami, San Agustín o Pensacola.

Aunque fueron pocos los contemporáneos que creyeron posible el sueño de Flager, ya que la mayoría lo calificó de utópico y de ser imposible de construir, un 22 de enero de 1912 fue testigo de cómo unas 10.000 personas se empezaron a congregar en la recién terminada estación de trenes para observar la llegada del primer tren a la isla de Cayo Hueso, idea que caló muy bien, pues al poco tiempo se extendió al este de Miami.

screen-shot-2017-12-12-at-7-26-06-pm

Fotografía: turoliense.blogspot.com.co

Fue de esta manera en como la necesidad de conectar a la Florida con el mundo se convirtió en el nuevo reto de Flager, razón por la que este millonario financió un proyecto sobre la costa de Miami que al año siguiente terminó trayendo el servicio de pasajeros de crucero a Nassau, capital de Las Bahamas. Fue así como terminó surgiendo el Puerto de Miami, un puerto que terminaría por convertirse en una de las fuentes claves para la economía de la Florida y de los Estados Unidos.

Su capacidad:

screen-shot-2017-12-12-at-7-29-10-pm

 

El puerto de Miami cuenta con características y envergadura de gran nivel. Cada año este puerto recibe todo tipo de cargas, que van principalmente por frutas y verduras, ropa y textiles, productos no refrigerados, comestibles, papel, piedra, tejas de arcilla y cemento, material para construcción, equipos industriales, equipos electrónicos e incluso camiones, buses, y automóviles.

Ahora bien, en el Puerto de Miami se ejecutan cuatro tipos de operaciones de carga: Roll-on / roll-off (Ro / Ro), para las operaciones de contenedores; Ascensor-en / de despegue (Lo / Lo), para las operaciones de contenedores; realiza operaciones de carga a granel que son de uso mixto y finalmente se realizan exportaciones de vehículos. Además ofrece grúas pórtico Súper Post-Panamax las cuales pueden ocuparse de barcos de carga con hasta 22 contenedores de ancho y hasta nueve contenedores sobre cubierta y once contenedores de abajo.

De acuerdo con datos entregados por la gerencia del Puerto de Miami, durante el 2015 se produjo un aumento del 15%  en los movimientos de carga en contenedores. En total  se movilizaron 1.007.800 TEUS. De estos datos, el comercio con América Latina y el Caribe significó cerca del 50% del tráfico marítimo.

Recientemente se inauguró un nuevo túnel de acceso rápido que conecta al puerto directamente con el sistema de carreteras de los Estados Unidos, lo que agiliza el tiempo para el movimiento de mercancías de importación y exportación.

¡Todo o nada!

screen-shot-2017-12-12-at-7-31-11-pm

 

En una apuesta por convertirse en uno de los puertos más grandes de los Estados Unidos, en Port Miami se hizo una importante inversión que alcanzó los 1.300 millones de dólares que permitan buscar beneficios a mayor o largo plazo y que no solo lo hagan merecedor del título de la Capital de Cruceros del Mundo, sino que lo conviertan en una  gran puerta económica de América.

Actualmente este el único puerto entre Miami y Norfolk, Virginia, que cuenta con una profundidad de más de 50 pies, lo que se convierte en un factor determinante a la hora de recibir una mayor cantidad de barcos que posean un gran fondo.  Además con las mejoras que se le han hecho a este puerto también se espera incrementar el tráfico de pasajeros, que de acuerdo con datos de la empresa Royal Caribbean, se estima que esta nueva terminal aporte 1,8 millones de pasajeros a la suma anual de visitantes que transitan por Port Miami, lo que representaría un incremento del 20%, respecto a la cifra aproximada de 4 millones que ha logrado este puerto en los últimos años, lo que reafirmaría al Puerto de Miami como el primer puerto de cruceros del mundo.

Port Miami se perfila hoy entre los puertos de mayor crecimiento en Estados Unidos. Por ejemplo, durante el año fiscal del 2015, el manejo de carga en contenedores subió un 15%, lo que equivaldría a 1.007.800 TEUS; también superó el record de pasajeros, pues casi 4,9 millones de viajantes pasaron en sus cruceros por este puerto el año pasado, más que en cualquier otro puerto de cruceros del mundo.

Sin embargo el promedio de carga que llega al puerto de Miami continúa siendo bajo en comparación con los grandes puertos de la costa este de Estados Unidos, como es el caso del Puerto de Nueva York, el cual supera los 5 millones de TEUs o el Puerto de Savannah que pasa los 3 millones o el Puerto de Virginia que sobrepasa los 2 millones.

Hoy la tendencia de los barcos de mercancías es compartir costos de combustible, mantenimiento e incluso hasta los empleados, razón por la que muchas empresas del sector le apuestan a los buques portacontenedores, barcos que superan los 8.000 TEUS y que veces llegan a superar la para nada despreciable cifra de 19.000 TEUS, como es el caso de MSC Oscar,  el cual solo hace sus arribos a  grandes puertos europeos.


Hablando en términos logísticos, ¿Qué es mejor? ¿Tener tres barcos de 4.000 TEUS, con sus respectivos gastos o traer uno con 10 o 12.000 TEUS? Precisamente a eso es lo que le está apuntando el Puerto de Miami, en crear las condiciones para facilitar la llegada de una mayor cantidad de mercancías y así satisfacer las nuevas necesidades de las embarcaciones.

Un dato: hoy día la inyección económica que puede aportar un de estos barcos es de 27.000 millones de dólares y se estima que una embarcación de estas genera cerca de 207.000 puestos de trabajos directos e indirectos. Sólo imagine descargar un barco con unos mil contenedores, piense en la cantidad de trabajadores que se necesitan para que esa carga sea manipulada, transportada, almacenada y distribuida; y eso que no mencionamos el mantenimiento que requieren las distintas instalaciones en las que se almacenará la carga, entre otras cosas que mueven millones de dólares dentro de esta economía y que hacen que sea necesario que para que un sin número de productos puedan llegar a más de 100 países y a unos 250 puertos alrededor del mundo, pues tengan que hacer su escala por este magna terminal marítima.

Fuente: http://www.zonalogistica.com/

El puerto de Miami: la capital del mundo de los cruceros
Califique el artículo
Un Comentarío

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *