El nuevo Museo de Ciencias de Miami abrirá sus puertas el 8 de mayo

El nuevo Museo de Ciencias Phillip y Patricia Frost abrirá sus puertas el próximo 8 de mayo en el denominado Parque de los Museos de Miami, frente a la Bahía de Vizcaya, en un terreno de 250,000 pies cuadrados, informó el museo.

La construcción del museo, obra de la firma Grimshaw Architects, comenzó en 2012 y tiene una clara orientación a la astronomía y la vida marina, con un planetario de observación espacial con cúpula de efecto 3D y un acuario de 500,000 galones de agua.

El “moderno planetario” dispone de 250 asientos y cuenta con uno de los “trece proyectores de 8K (sistema visual) que hay en el mundo”, además de una gran cúpula de 67 pies (20 metros), mientras que el acuario de tres niveles incluye tiburones y mantas raya.

“El museo Frost de Ciencias será uno de los más dinámicos y sofisticados” de su tipo en el mundo. “Es más que un edificio, es la encarnación de la curiosidad, la investigación y un entusiasmo por el conocimiento que inspirará a las generaciones venideras”, señaló el museo en su página web.

En cuanto al acuario, está diseñado en sus tres niveles (“La vista”, La profundidad“ y ”La inmersión“) para ser una ”obra maestra de la ciencia viva“ y trasladar a los visitantes desde la ”superficie hasta las profundidades de los ecosistemas del sur de Florida“.

Así, desde tiburones hasta diminutos organismos que encuentran su hábitat natural en los arrecifes coralinos, el acuario se convierte en un ”viaje interactivo a través del bello mundo submarino“ y de los humedales y manglares del sur del estado.

El diseño del acuario responde al intento de plasmar el hábitat natural de los arrecifes coralinos de la costa de Florida y la importancia de la corriente principal del Golfo de México.

El museo se completa con otras dos áreas expositivas en las alas oeste y norte del edificio y un centro donde se imparten cursos sobre temas vinculados a la investigación espacial, además de cafés y zonas para pasear en bicicleta.

Todos los diferentes espacios temáticos y de ocio cuentan con tecnología innovadora y aplicación de energías renovables.

El diseño del complejo arquitectónico busca la integración con el medioambiente mediante el empleo de diferentes estructuras abiertas y relacionadas como en un ”rompecabezas“ que invita a la gente a pasear entre ellas, en lugar de concentrar el espacio expositivo en un solo edificio.

Fuente: El Nuevo Herald

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *